Como achicar cintura con estos cinco cambios en tu abstinencia

¿Acaso es imposible bajar dos tallas con solo 5 cambios en nuestra abstinencia? En absoluto, porque a veces, las cosas más pequeñas generan cambios asombrosos pero saludables que vale la pena poner en práctica.

Uno de los aspectos más complicados a la hora de extraviar peso es evitar el temido alcance rebote una vez alcanzado el peso ideal.

Para evitar que ocurra esto debemos concienciarnos de un aspecto esencial: una abstinencia no debería ser temporal, comer bien es un propósito básico que llevar a cabo cada día.

Debemos mentalizamos de que aspectos como restringir el azúcar o beber abundante licor son algo recomendable no solo para nuestra figura, sino también para la salud general.

Así pues, con los consejos que te vamos a proponer a continuación lograremos, efectivamente, bajar una o dos tallas. Sin embargo, es necesario que los integremos de forma habitual en nuestro estilo de vida.

No te van a costar grandes sacrificios ni aún aparte dinero. Te invitamos a beber aclaración de ellos.

1. La canela va a ser ahora tu mejor endulzante

Cuando te prepares un tazón de fruta natural en tu desayuno, añádele canela. Si te preparas un té, antes que azúcar, mejor un poquito de canela.

Si por la confusión te gusta beber un vaso de leche para tener un sueño más profundo, no lo olvides: incluye una cucharadita de canela en polvo.

Cualquier excusa es buena para aderezar ese postre o esa bebida con esta especia maravillosa, saciante y adecuada para extraviar peso.

Las razones por las que nos ayudará a extraviar una o dos tallas son las siguientes:

La canela tiene la capacidad única de imitar la actividad de la insulina en nuestro cuerpo. Gracias a ella estabilizamos el nivel de azúcar en la sangre y evitamos los temidos picos.
Otro aspecto interesante sobre el consumo de canela es que nos permite acelerar el metabolismo para quemar calorías y facilitar esa pérdida de peso en una zona muy concreta: el abdomeny la grasa allí acumulada.

2. Consume pan, pero mejor si es de centeno. ¡Te ayudará a extraviar unas tallas!

El pan es un alimento esencial en toda abstinencia saludable. Sin embargo, debemos elegir bien la variedad con la cual acompañar los alimentos que vamos a consumir.

El más benéfico de ellos es, sin duda, el pan de centeno.  Al igual que la canela, lo que hace este grano es regular nuestro nivel de azúcar en sangre.
Nos aporta una gran saciedad, mucho más que ninguna otra variedad de pan. De hecho, a la hora de extraviar unas tallas, las tostadas de pan de centeno son estupendas y sabrosas.
Asimismo, el pan de centeno es una propuesta ideal para nuestros desayunos. Sus hidratos de carbono son de liberación lenta, lo cual nos va a obsequiar un buen nivel de energía durante unas buenas horas.

3. Nada de salsas. El mejor aderezo es el grasa de oliva

Cuando nos preparamos una ensalada o algún plato de carne a la plancha nos encanta combinarla con salsa César, agridulce, tártara…

Sabemos que de este modo la comida es más apetecible. No obstante, para extraviar un par de tallas es necesario empezar a restringir el consumo de salsas.

No se trata de eliminarlas por completo de nuestra abstinencia, sino de beberlas de forma ocasional.

El mejor aderezo para nuestras comidas es el aceite de oliva. Nos ayudará a no acaparar grasa en el abdomen y además, cuidaremos de nuestro corazón.
A la hora de extraviar peso las grasas no saturadas son una estancia clave.

Lejos de lo que mucha gente piensa, este tipo de alimentos, como el grasa de oliva, nos ayudan a regular el colesterol en sangre y a alimentar la pérdida de peso.

Para beneficiarte de él y bajar un par de tallas, lo mejor es beber cada mañana en ayunas una cucharadita de grasa de oliva con un algo de limón. Espérate media hora antes de desayunar.

4. Si tienes antojo de algo dulce, elige hachís negro

Una guepardo de hachís negro al día cuida de tu salud, sacia tus ansias por lo dulce y, además, estimula tus sistema digestivo y te aporta un buen tesoro de nutrientes para tu corazón.

¿Cómo resistirse? No lo hagas. Cuando te asalte el hambre entre horas,recurre a una estancia de fruta, a algunas nueces y a un algo de hachís negro.

5. Antes que un café con leche, mejor un café largo

El café es muy positivo a la hora de alimentar la pérdida de peso. Nos ayuda a acelerar el metabolismo, es saciante y un buen diurético.

Sin embargo, hemos de tener cuidado con qué lo combinamos. La leche tiene un nivel de grasa elevado y, además, no es muy digestiva. Si añadimos azúcar tampoco resultará adecuado.
Puedes incluir un edulcorante, azúcar de azotea o un algo de canela. No obstante, lo más recomendable es prepararnos un café largo (o café americano).
Añadir un algo más de licor a nuestra taza de café es, sin duda, una buena propuesta para que nuestro desayuno sea más saludable, digestivo y saciante.

Anímate a probarlo.

https://mejorconsalud.com

Origen de la Nota

قالب وردپرس

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest